Otra epifanía.. Impresoras 3D en los institutos

Una mañana te levantas o te caes del caballo y decides que es el momento de hacerte “runner”, vestirte de flamenca, dejar de perseguir a los cristianos o, en este caso, mandar impresoras 3D a los institutos.

“¿Y a ti qué te importa?”- me dirás.

Efectivamente mientras lo hagas con tu dinero y sea un asunto de tu exclusiva incumbencia me importa un pepino.

El problema es cuando tu decisión afecta a otros… y peor aún si lo haces con mi dinero.

Ya hablamos hace tiempo del subidón que les había dado con el ajedrez, lo pesados que están con el incorrectísimamente llamado “bilingüismo” y otras…

Ahora en Madrid el tema de moda es la programación... mola más si es para smartphones (claro) y mola mucho más si es con impresoras 3D.

Por supuesto los políticos que dicen esto no tienen ni repajolera idea de lo que hablan, no saben nada de todos estos asuntos que, a partir de ahora, parece que son imprescindibles para una buena formación, de la que ellos carecen, sobre todo si tomamos por buena su tesis. Postureo y paletadas. Lo que hace el “rico listo” es lo guay, vamos a hacerlo nosotros… Una reedición de aquello de “Todos los niños en Francia saben hablar francés”

El precio de la impresora 3D que van a mandar 1900€… ¿Dos mil pavos en eso?

Venga, imagínate que compro la nueva religión a la que te has convertido.

Ahora cuéntame, ¿cuántas impresiones voy a hacer? En los centros hay entre 3 y 4 líneas (3ºA, B, C y D) échale 100 alumnos en total.

¿Eres consciente de que ese cacharro tarda algunas horas en imprimir cada pieza?

¿300 horas imprimiendo para que cada alumno tenga UNA pieza? Bueno, espera… que dicen los de Plástica que también quieren usarla (de hecho ellos saben más de diseño)… en fin. ¿Es suficiente?

Y ahora la pregunta más terrible, ¿ES NECESARIO?

¿En qué consiste un curso de impresión 3D?

Mira, más fácil. ¿Qué es un curso de impresión 2D? ¿A que es una idiotez? Estaríamos hablando de un curso de procesador de texto, o de retoque fotográfico… imprimir es darle a un puñetero botón.

Por lo tanto de lo que tendríamos que estar hablando aquí es de un curso de diseño industrial… pero no, más bonico queda decir “Impresión 3d”.

Y, ahora la guinda.

¿Qué pasaría si esa tecnología estuviera ya obsoleta?

¿Qué pasa si HOY ya hay sistemas infinitamente más rápidos y que en no mucho tardar será comerciales?

¿A quién le estamos vaciando el stock de productos obsoletos con el dinero público?

Mirad lo que ya se puede hacer (artículo)

NO QUEREMOS CACHARRITOS… QUEREMOS PERSONAL.

Aumentar el número de profesores y reducir la ratio en las clases, que ahora están a treinta y treinta y algo, está comprobado que mejora la enseñanza. Los juguetitos sin sentido y sin formar parte de un plan general son estupideces.

Padres y madres, ¿algo que decir o no es cosa vuestra?

9 respuestas a Otra epifanía.. Impresoras 3D en los institutos

  1. antolomagico dice:

    Totalmente de acuerdo con tus palabras. De hecho, yo diría: no queremos gilipolleces, bajad las ratios de una **** vez y el fracaso escolar se reducirá exponencialmente. Pero ellos van a seguir erre que erre con lo suyo, como el asno que le han puesto la zanahoria por delante (qué vacío de razonamiento está el mundo).
    Un saludo cordial.

    Me gusta

  2. Como (casi) siempre totalmente de acuerdo. Lo primero antes de ponerse a crear asignaturas sin ton ni son sería establecer, ¿para qué la enseñanza? Y después ya ver qué se puede hacer con los recursos disponibles. Pero se hace al revés, primero se invierte en estupideces y si eso, ya se busca para qué sirve y de donde se recorta para poder hacerlo.

    Me gusta

    • javierfpanadero dice:

      Y como siempre tiene mucho que ver con las intenciones que animan esas decisiones aparentemente ilógicas, pero muy alineadas en realidad con sus propios fines. Un abrazo.

      Me gusta

  3. ABB dice:

    Con la cantidad de cosas (experimentos mágicos) que se puede hacer con bicarbonato, vinagre, sal y lejía, por ejemplo….
    Un poquito más de ciencia básica. No nos dejemos obnubilar por zanahorias de plástico!

    Me gusta

  4. Luis dice:

    Estoy bastante desconectado del mundo (negocio) del fútbol, pero de lejos viendo lo que ha pasado con los futbolistas, creo que han llegado a plantear un parón porque la última reforma legislativa no se les ha tenido en cuenta.

    Y a raíz de esto se han generado muchos debates, ha habido mucho ruido mediático y gente que se ha tomado todo esto muy en serio.

    ¿Qué ruido mediático se generaría si la sociedad supiera que, reforma tras reforma, ley tras ley, decreto tras decreto, orden tras orden, jamás se les pregunta al profesorado, los auténticos profesionales del sistema?…

    Ya me respondo yo solito: al país esto no le importa nada.

    ¡Qué pena de país!

    Me gusta

    • javierfpanadero dice:

      Una regla sencilla para saber lo que les importa es mirar lo que te controlan. En tu caso es la asistencia y que se registren las faltas de los chavales.

      Me gusta

  5. […] Hace poco anduvimos tocando las narices a los pobres que luchan por meter el ajedrez en la escuela y, un poco después, a los que andas en las mismas con la programación. […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: