No es lo mismo…

No es lo mismo cobrar por tu trabajo que trabajar por dinero.

Post relacionado

Cómo encontrar el trabajo ideal

About these ads

11 respuestas a No es lo mismo…

  1. Almu dice:

    Desde luego que no. Los que eligen la carrera sólo por lo que van a ganar y el estatus que supone ser eso o aquello, a la corta están frustrados en el trabajo, deprimidos, sin saber hacia dónde va su vida. Lamentablemente cada vez hay más gente así y si encima no te valoran lo suficiente… Hay gente que se cree que el trabajo lo es todo.

    Me gusta

  2. José Manuel dice:

    Ya lo dijo Machado: “todo necio confunde valor y precio”.
    Un abrazo.

    Me gusta

  3. La gente con vocación hace lo primero, los mercenarios lo segundo…

    Me gusta

  4. Sergio dice:

    Puf, pues anda que no hay gente que hace lo que ha dicho Almu. Estoy harto de dar con gente que se cree superior por el hecho de estudiar una carrera u otra. Donde más lo he visto es en medicina. Gente con complejos que se mete ahí para poder creerse mejor que los demás. Lo peor es que si de verdad llega a ser médico, no va a ser precisamente mejor que el que lo es por vocación. Yo estudio biología y siempre me meto con mi pareja porque estudia traducción (la eterna guerra entre ciencias y letras) pero, obviamente, es de broma. Para mí todas las carreras son importantes y difíciles (dependiendo de la persona) y no por estudiar una u otra (o no estudiar ninguna, que no pasa absolutamente nada) eres mejor que el resto de personas. En fin, que cada uno haga lo que quiera, pero siempre es mejor que te paguen por hacer algo que te gusta =)

    Me gusta

    • javierfpanadero dice:

      No pierdas ese espíritu Sergio, cuando te cargas de equipaje intelectual no resulta tan fácil tener la ligereza del aprendiz. Gracias por tus comentarios

      Me gusta

  5. Javier dice:

    Trabajar en lo que te gusta y cobrar por ello… eso no tiene precio

    Me gusta

  6. Reb dice:

    He llegado desde Microsiervos… y me voy a quedar. Me ha gustado mucho lo que he ido leyendo. Yo cambié hace poco de trabajo porque ya estaba hastas las p***; al día siguiente de presentar la carta de dimisión me llamaron para otro puesto y cuatro días después estaba en un trabajo mucho mejor. En aquel momento pensé que “la suerte sonríe a los audaces”, siempre hay que intentar cambiar cuando no estás bien. Saludos

    Me gusta

    • javierfpanadero dice:

      Estupendo! No siempre viene todo tan de cara, pero a veces olvidamos que hay que “hacer hueco” para que venga lo que deseamos. Para llegar a “otro lugar” (mental o físico) hay que abandonar el lugar de partida. Gracias por pasarte.

      Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 153 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: